El Club de las Membresías

Cada viernes una Masterclass en formato newsletter para ayudarte a crecer tu membresía

¿En qué se diferencia una membresía de una suscripción?

Membresía Vs. Suscripción
¿Existe alguna diferencia entre las membresías y las suscripciones? Aunque parezcan sinónimos, hay una gran diferencia...

Tabla de Contenidos

¿Te has preguntado alguna vez cuáles son las diferencias entre una membresía y una suscripción

Quizás te estás planteando diversificar tus ingresos, y una membresía te parece una buena idea por todas sus ventajas. Pero cuando te has puesto a buscar información, también te has topado con el modelo de suscripción…

¿Existe realmente alguna diferencia?

Aunque a simple vista los dos modelos de negocio parezcan prácticamente sinónimos, existen algunas diferencias que deberías tener en cuenta sí o sí, dependiendo de lo que quieras ofrecer a tu audiencia. 

¿Qué es una membresía y una suscripción? 

Ya hablamos sobre qué es una membresía, pero merece la pena volver a revisar su descripción. 

Si buscas en el diccionario qué significa suscripción, te saldrá algo similar a: 

  • Suscripción: Modelo de negocio basado en un intercambio recurrente.

¿Y con la de membresía? Vamos a verlo: 

  • Membresía: Modelo de negocio basado en un intercambio recurrente. 

¿¿Cómo?? ¿Realmente existe una diferencia entre estos dos términos? De hecho, es habitual encontrar los mismos ejemplos en ambos modelos de negocio, sobre todo de grandes referentes como Spotify o Netflix. Y sí, también entra en el paquete tu gimnasio de barrio o la suscripción a un diario digital.

Sin embargo, hay una diferencia crucial, que marca la distancia entre lo que entendemos por estos dos conceptos.

Además, entender qué esta diferencia, puede marcar sin duda el éxito de tu membresía. 

La principal diferencia entre una suscripción y una membresía

Nos referimos a un elemento tan importante como la comunidad

  • La pertenencia de grupo. 
  • El sentimiento de ser un miembro exclusivo.

De hecho, la pista la encontramos en la misma palabra. El origen etimológico de membresía significa «ser miembro o formar parte de un colectivo de personas».

En otras palabras, aunque el modelo de negocio es muy similar (los ingresos recurrentes son la base de ambos), en las membresías deberás cuidar un elemento diferenciador: tu tribu. 

Qué deberías tener en cuenta para cuidar tu comunidad 

¡Toma nota, crack!

Tener una comunidad no es tan fácil como parece. Es un trabajo del día a día, que tienes que cuidar desde el primer momento. Para empezar a fidelizar a los miembros de tu proyecto, compartimos contigo algunas ideas que puedes empezar a aplicar desde hoy mismo.

Envíales un pequeño obsequio 

A todos nos hace ilusión recibir un regalo. Dales la bienvenida a lo grande con un paquete personalizado para ellos o un recurso inesperado.

Facilita el camino para que hablen entre ellos 

Tener una plataforma como Slack, Geneva o Discord es ideal para que la comunidad interactúe, y se cree un sentimiento de pertinencia real.

Modera y anima a los miembros para que participen 

Deja claras cuáles son las normas de “convivencia” y propón retos, haz encuestas, abre debates… ¡Haz que participen!

Comparte contenido que les ayude a conseguir sus metas

No olvides que los miembros han entrado por alguna razón. Sea por entretenimiento o por solucionar algún problema, sigue compartiendo recursos y contenidos de valor que les ayude a alcanzar sus metas.

Ofréceles un descuento especial o un recurso exclusivo

Ellos tienen que ser tu prioridad número uno. Una vez han confiado en ti, cuida de vuestra relación. Por ejemplo, si sacas un nuevo programa o curso, puedes ofrecerles un descuento exclusivo por formar parte de tu “familia”. 

Aunque pueda suponer un esfuerzo extra, construir una membresía (y, al fin y al cabo, una comunidad) es una manera genial para crear un vínculo emocional poderoso entre tu marca y tu audiencia. 

Además, estamos seguros de que no solo van a poder aprovechar la experiencia tus miembros, sino que tú también vas a aprender un montón de sus vivencias 😉 

Membresía o suscripción, ¿qué es mejor?

Si has decidido empezar a construir una fuente de ingresos recurrentes para vivir con mayor tranquilidad, ha llegado el momento de plantearte qué te conviene más: una membresía o un servicio de suscripción.

La respuesta dependerá según qué es lo que quieres ofreces y del tipo de dedicación que quieras destinar.

Una suscripción es, entre comillas, más simple. El usuario paga una cuota mensual, trimestral o anual para tener acceso al contenido que le ofreces. La única complicación que vas a tener es seguir creando contenido de manera recurrente para que el usuario perciba que siempre le ofreces algo nuevo.

Sin embargo, en algunas ocasiones este modelo es contraproducente, e incluso puede llegar a ser más recomendable planificar una membresía de un solo curso

Por otro lado, si decides apostar por una membresía, no solo deberás ofrecer un contenido de calidad, sino que tendrás que cuidar a tu comunidad, hacerles sentir especiales. Recuerda que están en el club VIP.

Para ir cerrando

En resumen, aunque al momento de escuchar suscripción y membresía te pueda parecer que hablamos del mismo modelo de negocio, en realidad no es exactamente así. 

A pesar de que son muy parecidos, hay una diferencia fundamental que, si la comprendes bien, puedes jugarla a tu favor.

Crear una comunidad que respalde tu proyecto es una manera perfecta para cuidar de tu audiencia y retenerlos. Es más que probable que un vínculo emocional fuerte tenga el mismo efecto que una cantidad enorme de contenido insostenible.

Sin embargo, hay muchos más elementos a tener en cuenta para conseguir una membresía de éxito. ¿Quieres saber cuáles son? 

Únete ahora a el Club de las Membresías y amplía cada viernes todo el contenido que recibes en el blog completamente gratis.

Share on facebook
Compártelo en Facebook
Share on linkedin
Compártelo en Linkedin
Share on whatsapp
Compártelo en Whatsapp
Eric Górriz & Magí Pons

Expertos en membresías. Más de 5 años de experiencia y más de 2M€ facturados. Creadores de la metodología Sales-Branding Strategy para membresías con potencial.

¿QUIERES ESCALAR TU MEMBRESÍA?

Reserva tu llamada gratuita de 30 minutos y veamos como podemos doblar tu facturación anual en los próximos 3 meses.